¿Cuántos periodistas en Miami se necesitan para hacer el ridículo?

Imaginemos al The Washington Post, Fox News y CNN acordando una entrevista exclusiva con un actual prófugo de la justicia que quiere denunciar al vicepresidente Mike Pence, acusándolo de líder de un gigantesco esquema de corrupción en el gobierno de los EE.UU. El entrevistando también es acusado de ser miembro del mismo esquema de corrupción y el FBI tiene orden de capturarlo para que sea enjuiciado inmediatamente. Actualmente está escondido en un país progresista y decidió hablar todo lo que sabe para incriminar al vicepresidente. Como teme por su vida, pide que el equipo de reportaje vaya hasta él.

Quien conoce el funcionamiento del periodismo respetuoso del sentido común y la técnica, sabría que los periodistas que trabajarían en el caso que sería una “bomba”, hubieran mínimamente actuado de la siguiente manera:

  1. Acordar que su medio le daría la primicia y destaque más importante en su portada o en su noticiero, y por ello que la entrevista sea exclusiva. Jamás hubieran aceptado dividir la primicia con un medio que sea su competencia. Sin exclusividad, no hay primicia.
  2. Comprobar y contrastar previamente a la entrevista que las pruebas y documentos presentados por el entrevistado estén en posesión del mismo.
  3. Que las pruebas y documentos tengan valor legal suficiente para implicar al vicepresidente Pence en el más grande escándalo de corrupción de la historia del país.
  4. Negarla participación del poligrafista del programa de televisión Sábado Gigante, presentado por Don Francisco, como garante de que el entrevistado no miente.
  5. Acordar que los reporteros y contenidos generados por la entrevista exclusiva no sean publicados anticipadamente a la publicación de la primicia, mucho menos por una cuenta “troll”.
  6. No permitir el uso político del reportaje para atacar cualquier actor político en un momento electoral.

En el caso de la entrevista a Carlos Pareja Yannuzzelli, ex ministro de hidrocarburos y actual prófugo de la justicia ecuatoriana, que le pesan cuatro órdenes de prisión, está enjuiciado por los delitos de cohecho, enriquecimiento ilícito y delincuencia organizada, las empresas de comunicación Teleamazonas, Ecuavisa y Expreso, hicieron exactamente lo opuesto de lo descrito anteriormente.

Por no realizar estos procedimientos básicos de la labor periodística, los medios de comunicación y sus periodistas se metieron en un tragicómico lío político-informativo, botando a la basura lo que les restaba de credibilidad.

En Europa o EE.UU., esos medios, los reporteros, los editores, los jefes de redacción no tendrían más espacio en su competitivo mercado. La audiencia no les creería, dejaría de consumir su producto informativo, disminuiría el rating, tendrían una baja en sus ingresos publicitarios, afectando la operación de la empresa. Al final, son empresas y necesitan ganar dinero. En el mundo de la farándula político-mediática latinoamericana, esto no sucede.

Las entrevistas de Carlos Pareja no pasaron de un trolleo mal hecho, que tenía como objetivo final la afectación de la candidatura de Lenín Moreno a la presidencia del Ecuador. Su incapacidad técnica, la bajísima credibilidad de los medios privados ecuatorianos y la desfachatez de un prófugo de la justicia, mojaron la munición que sentenciaría a muerte la candidatura de la Revolución Ciudadana.

No es la primera vez que empresas de comunicación realizan acciones para debilitar o fortalecer algún candidato. Lo que sorprende es la ridiculez de los tres medios en utilizar al poligrafista de Don Francisco para intentar darle un aire de veracidad a las palabras de Yannuzzelli. Este criminal, prófugo de la justicia, fue afectado por los Panama Papers, que expusieron su esquema de corrupción en Petroecuador. Empresas fantasmas en paraísos fiscales, transferencias millonarias, uso de familiares como testaferros, salieron a la luz del día. La lentitud de los procedimientos legales permitió que se huyera a la tierra del Tío Sam, santuario de prófugos de la justicia latinoamericana.

Como si no bastara, la utilización de un personaje del programa de Don Francisco, durante la entrevista Yannuzzelli afirma a la pseudo periodista y opositora Janet Hinostroza que “no tiene ninguna prueba y que no puede denunciar a Jorge Glas”. Diario Expreso se vio obligado a publicar en su primera plana “que no va a publicar nada, ya que el entrevistado no presentó ninguna prueba”. La presentadora de Ecuavisa Tania Tinoco, finaliza la pantomima periodística sin preguntar al entrevistado nada sobre los Panama Papers. En un primer año de curso de periodismo, se quedarían de supletorio.

El actuar de los periodistas y los medios de comunicación solo reconfirma lo que hace diez años el presidente Correa viene denunciando. El golpe en contra de los gobiernos progresistas viene siendo dirigido desde las redacciones de los noticieros y rotativos. Los partidos políticos conservadores han fallado en su labor electoral, entonces los países hegemónicos decidieron operar directamente en las conciencias de la población y voltearlos en contra de los gobiernos electos democráticamente por ellos mismos.

Como siempre, el periodismo es utilizado como herramienta de contraofensiva ideológica, y los tres medios cumplieron lo que sus patrones ordenaron. El objetivo era afectar la campaña de Lenín Moreno, proyectado como ganador en primera vuelta, para beneficiar a Guillermo Lasso, candidato de los multimillonarios hermanos Isaías, también prófugos de la justicia ecuatoriana. De “chanfle” quien sabe Trump se conmueve y le da el asilo a Yannuzzellique intenta posicionarse como víctima y supuesto perseguido político.

Fue suficiente apenas un entrevistado, tres medios y cuatro periodistas para reducir a un trolleo la entrevista más importante de la década. Don Francisco debería pensar en usar a Janet Hinoztroza de Teleamazonas, a Tania Tinoco de Ecuavisa y a la incompetente redacción de Diario Expreso como una atracción circense en Sábado Gigante. Sí que nos han hecho morir de la risa.

Artículo publicado en La Junta

Escribir una respuesta

Your email address will not be published. Required fields are marked *
Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>